Honestidad

La honestidad es un valor atribuible a una persona, si buscamos el significado de honesto en el diccionario encontramos “Decente o decoroso, recatado, pudoroso, razonable, justo, probo, recto, honrado”,  sin embargo encontrar hoy en día personas bajo ese concepto es muy difícil, es mas me atrevería a decir que en los diferentes círculos donde nos movamos, ya sea empresarial, profesional, político, social y hasta familiar  existe un punto de vista particular, en el cual las cosas malas no son tan malas, simplemente así son y nadie las va a cambiar; por ejemplo habrá oído usted frases como “…todos los hombres son así…” deduzca usted que significa esa frase, lo que si le puedo asegurar es que no están hablando de una persona honesta, o “…en la política así son las cosas…” también puede usted deducir que no precisamente estamos hablando de actos honestos a la luz pública, y así podemos mencionar un sin fin de hechos que ponen en evidencia una sociedad endurecida que ha echado por un lado, un valor como la honestidad.

Cuando hablamos de cosas malas que no son tan malas, debemos analizar que son cosas malas y aquí radica nuestra gran diferencia. Quien dice que hay actos malos y quien nos enseña cuales son estos. En una ocasión un amigo europeo, que tenia a su cargo el desarrollo de una asociación agrícola, nos contó que compró un equipo industrial muy caro para esta, la cual estaba dirigiendo para implementar una planta procesadora de sus productos agrícolas. Al cerrar la negociación la empresa que le vendió, a través de su vendedor,  le ofreció una comisión como agradecimiento por haberles comprado a ellos, el vendedor le preguntó a nombre de quien le sacaban el cheque, por lo que nuestro amigo le respondió: “a nombre de la asociación”, el vendedor no lo podía creer pero cuando nuestro amigo informo a la junta directiva del descuento y entrego el cheque por varios miles de quetzales, se le convirtió en un gran problema porque la junta directiva asumió que si él había devuelto esa cantidad, ¿Con cuánto se habría quedado?, parece chiste, pero vea usted como nuestra sociedad (en términos generales) no puede entender que alguien tome una decisión así.

El tema es muy extenso por eso lo invito a opinar. Cuénteme ¿Quién enseña?, ¿Dónde se aprende? y ¿por que se hace o deja de hacer?

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s